(Re)diseñando las máquinas: os presentamos a los imponentes demonios metálicos de Horizon Forbidden West

3 0
(Re)diseñando las máquinas: os presentamos a los imponentes demonios metálicos de Horizon Forbidden West

Guerrilla explica cómo ha aumentado la letalidad de las bestias de metal que vagan por su mundo posapocalíptico (y cómo sobrevivir a ellas).

El mundo de Horizon está habitado por máquinas tremendamente avanzadas. Estos robots se han convertido en la especie dominante de la Tierra. Poseen toda clase de formas y tamaños, y están basados en formas de vida que han existido a lo largo de la historia, como dinosaurios, mamíferos prehistóricos y aves. Son asombrosos a la par que peligrosos, y representan una seria amenaza en la misión de Aloy.


Spoiler Alert: Recordad que este artículo desvela parte del argumento de Horizon Zero Dawn.


Algunas de las máquinas que conocisteis durante los hechos acaecidos en Horizon Zero Dawn también estarán presentes en la secuela, Horizon Forbidden West. Por ejemplo, están los Vigías, que se asemejan a unos pequeños terópodos y suelen patrullar manadas más grandes en busca de posibles amenazas. O los Chascafauces: unas mortíferas bestias semejantes a los cocodrilos cuya función original era purificar el agua, pero que se volvieron salvajes por culpa de la Locura.

El Oeste Prohibido también está plagado de nuevos peligros. En el tráiler de Horizon Forbidden West en acción, Aloy se las ve con algunos como el veloz y ágil Garriraptor o el letal Terremamut. Como es de esperar, habrá muchas más máquinas, ya sea para combatir, cabalgar o huir de ellas, por lo que Aloy (y vosotros) debéis estar preparados para cualquier cosa en estas recónditas tierras.

Unas imponentes bestias metálicas

Blake Politeski, el diseñador principal de las máquinas, lleva en Guerrilla desde los bocetos de las primeras máquinas que salieron en Horizon Zero Dawn. Su equipo ha estado trabajando con el de Maxim Fleury, jefe de recursos artísticos, así como otros equipos, para realizar grandes incorporaciones en la secuela.

“La idea era explorar una región nueva en el mundo de Horizon”, arranca Blake. “Ha sido muy interesante investigar qué clase de máquinas habitarían diferentes zonas ecológicas y cómo interactuarían entre ellas, con su entorno y, por supuesto, con los humanos. Las máquinas se encargan de cuidar el mundo, por lo que siempre ha sido interesante valorar el papel que desempeñan y lo que puede hacer el jugador para sacar partido de su comportamiento.

Durante el desarrollo de Horizon Zero Dawn, teníamos un montón de ideas, si bien no pudimos implementarlas todas en el primer juego. Sin embargo, ¡para Horizon Forbidden West hemos podido añadir unas ideas increíbles que antes no eran posibles mediante conceptos nuevos y atractivos!”.

Maxim prosigue: “El equipo de Blake nos facilitó un documento con diseños que describen el aspecto general de la máquina, el tipo de piezas interactivas que posee y qué clase de ataques puede ejecutar. Había dibujos de gran calidad que explicaban mejor el documento, pero el diseño visual real recae sobre el equipo de recursos de robots y armas.

Posteriormente, los artistas conceptuales elaboran un boceto en 3D que pasa por varias revisiones de los equipos de dirección artística, diseño del juego, animación y arte técnico hasta que es del agrado de todos. Luego creamos un modelo y lo animamos para ver si todo funciona correctamente. Acto seguido, los modeladores del equipo de recursos de robots y armas se ocupan de añadir todos los detalles. Después de algunas iteraciones más con varios equipos, el modelo se anima por completo, se le añade color y texturas, y vuelve a pasar por revisión antes de implementarlo en el juego y sustituir el modelo temporal. ¡El desarrollo de cada máquina tarda lo suyo!”.

Un catálogo de máquinas en expansión

Horizon Zero Dawn tenía más de 25 máquinas distintas, y acabar con todas ellas no fue una tarea fácil. “En el primer juego, había que sentar unos cimientos”, comenta Blake, “por lo que empezamos por lo básico: perfilar las distintas funciones. El Vigía venía a ser una cámara de seguridad, el Demoledor ponía orden, y así con las demás. Una vez acordábamos los roles básicos, podíamos usarlos como base para combinar diseños robóticos con habilidades exclusivas, funciones y, como es lógico, armas y ataques.

Con Horizon Forbidden West, vamos a expandir el catálogo. Por ejemplo, queríamos una máquina voladora algo más grande que el Rapaz: el Alasol. Sin embargo, necesitaba un lugar donde habitar y un papel que desempeñar en el mundo. Estudiamos varios reptiles voladores y aves primitivas para inspirarnos, y se nos ocurrió que sus alas recolectasen energía solar en los días soleados. Así fue como creamos una interesante dinámica de juego: los Alasoles son vulnerables cuando cosechan energía solar, pero también están más alerta ante posibles depredadores cuando están en reposo.

Estos comportamientos tan específicos se convierten en un fundamento que vamos desarrollando conforme definimos los roles de las máquinas en el mundo. Queremos asegurarnos siempre de que las máquinas están conectadas y de que sirven a un propósito mayor. Se trata de un (eco)sistema que está en armonía, como ocurre en el mundo real”.

Uno de los principales objetivos de Guerrilla era elaborar un mundo creíble, y eso incluye a las máquinas que deambulan por el mundo de Horizon. “El lenguaje de diseño que creamos con Horizon Zero Dawn sigue siendo de vital importancia para nosotros”, explica Maxim. “Asimismo, queríamos que las nuevas máquinas fueran distintas y únicas, por eso hemos expandido el mundo para nuestros jugadores. Esta vez, las máquinas de Horizon Forbidden West tienen muchas más funcionalidades, lo cual supone todo un desafío de diseño, pero, con suerte, el jugador vivirá una experiencia única en cada enfrentamiento”.

Enemigos nuevos y peligrosos

En un artículo anterior, comentamos algunas de las habilidades de Aloy, así como los movimientos de combate que aprenderá en el Oeste Prohibido. Algunos de ellos resultarán de gran utilidad contra las máquinas más fuertes, rápidas y mortíferas.

“Aloy contará con toda clase de armas y municiones, y tendrá que hacer uso de todas ellas para derrotar a las diversas máquinas que hay”, afirma Maxim. “Sin ánimo de destripar nada, podemos decir que habrá varias formas de derrotar a cada máquina. Queríamos que el diseño de las máquinas lo evidenciaran, y hemos añadido texturas para revelar los puntos débiles o los componentes con los que se pueda interactuar. Tendréis que estudiar detenidamente cada máquina para hallar diferentes enfoques”.

Blake añade: “Muchas máquinas poseen diversas armas y conductas que podréis usar a vuestro favor. Ya no basta solo con extraer componentes y utilizarlos. Algunas máquinas podrían tener otros estados pasivos mientras el jugador trata de acercarse a ellas sigilosamente. Por ejemplo, si una máquina está buscando recursos en el suelo, levantará una nube de polvo que Aloy podrá usar para acercarse sin ser vista.

Las máquinas de Horizon Forbidden West presentan una mayor libertad de movimientos: saltan, nadan, se aferran a superficies… Como Aloy debe seguirles el ritmo, hemos incluido nuevas mecánicas de movimiento para ayudarla. También nos centramos en la habilidad de sondeo de Aloy, que le permite planear un encuentro antes de atacar, así como en su capacidad de huir si las cosas se tuercen”.

Hay ciertas acciones, como escalar o usar una bomba de humo para huir, que otorgarán ventaja a Aloy en una batalla contra las máquinas, pero no solo hemos mejorado las mecánicas del jugador. Ahora, las máquinas del Oeste Prohibido entrañan mucho más peligro, aunque el jugador puede aprender su comportamiento y predecir sus movimientos mediante las pistas sonoras. Por ejemplo, una máquina emitirá sonidos específicos y distintos cuando esté parada, en estado de alerta o cuando vaya a iniciar un ataque. En la versión para PlayStation 5, los sonidos se escucharán aún más nítidos gracias al audio 3D, y, si se combina con dispositivos compatibles, como los auriculares estéreo (análogos o con conexión USB), los jugadores disfrutarán de una experiencia de juego completamente envolvente.

El Terremamut

En el tráiler de Horizon Forbidden West, Aloy se enfrenta a uno de los enemigos más poderosos hasta el momento: un Terremamut. Desde luego, se trata de un espectáculo digno de admirar, pero, como enemigo, plantea un desafío extremadamente complejo.

“El Terremamut se basa en los primitivos mamuts, pero con un guiño a los modelos históricos y televisivos de los elefantes de guerra. Puede acometer varios tipos de ataques, y lleva el cuerpo plagado de armas. Además de usar sus colmillos para atacar a corta distancia, también puede utilizar varias armas elementales. El que se ve en el tráiler lo controla la facción rebelde de los Tenakth, pero se hallan por todo el mundo”, explica Maxim.

“A mí me recuerda a una mezcla de los elefantes de guerra y las inmensas torres de asedio que se usaban para atacar fortalezas en la época medieval: cuesta mucho destruirlo, se mueve a paso lento y posee una gran potencia de ataque”, señala Blake. “Así dimos con la idea del Terremamut, una máquina de gran blindaje, pero de movimientos pesados. Un enemigo casi imposible de vencer. En Horizon Forbidden West, las facciones de enemigos humanos controlan las máquinas, así que nos pareció natural combinar ambas y presentar nuestra propia versión de los elefantes de guerra, que llevan una plataforma en lo alto desde donde los humanos disparan a Aloy.

Para cerrar el círculo del (eco)sistema de la máquina, su objetivo consiste en mantener el equilibrio en la Tierra y garantizar que los humanos no destruyan de nuevo a los seres vivos. Los Terremamuts se concibieron como máquinas de combate. Se ocupan de proteger a otras máquinas mientras cumplen con su cometido sin la intromisión de los humanos”.

Tanto Blake como Maxim coinciden en que el Terremamut es uno de los enemigos más poderosos del juego, y se requiere una gran preparación para derrotarlo: “Además del garfio, recomendamos usar trampas. Pese a su lentitud, sí que alcanza la velocidad suficiente como para aplastar a Aloy, así que preparaos para esquivarlo. Ah, y hay que tener mucho cuidado con su trompa lanzallamas…”.

¡Usad el sabotaje para cambiar las tornas!

Aunque, por lo general, las máquinas aprovecharán toda ocasión de presentar batalla, también contribuyen en gran medida al mundo de Horizon, o bien ofrecen ayuda a Aloy durante su viaje. Es el caso de los Cuellilargos, que no son hostiles y que, si Aloy los sabotea, la ayudarán a orientarse.

“Al igual que en Horizon Zero Dawn, Aloy puede sabotear máquinas y utilizarlas para luchar”, dice Maxim. “Esta vez hemos añadido más monturas para explorar el mundo, como el Garriraptor, que podéis ver en el tráiler del juego”.

Blake añade: “Hay más máquinas que ayudan a Aloy de forma indirecta. Por ejemplo, si alguna busca ciertos recursos y Aloy también, pueden revelarle la ubicación de alijos si presta atención. Además, al sabotearlas, Aloy ejerce cierto control sobre el comportamiento de las máquinas y las puede transformar en fuerzas ofensivas o defensivas”.

En Guerrilla, estamos deseando ver qué máquinas preferirán los jugadores. Nosotros ya tenemos nuestras favoritas, claro. ¡Para Maxim, el Atronador es la mejor!

“Es que fue el primer boceto de Horizon Zero Dawn que vi, así que lo llevaré siempre en mi corazón”, explica mientras sonríe. “Me encanta el diseño y su carácter. Pero, en Horizon Forbidden West, me quedo con los Cavadores: unas maquinitas sobresalientes que, como te despistes, te llevan por delante”.

¿Y cuál es la favorita de Blake? “El Avempestad. Se trata de uno de nuestros primeros diseños. Durante el proceso de desarrollo, nos preguntamos bastante cómo darle forma. Un compañero lo interpretó como la mezcla de un águila y un jet, pero también como una criatura elemental que arrojaba rayos de electricidad. ¡Caerían en picado contra el jugador como un relámpago y explotarían al entrar en contacto con el suelo! El director del juego escuchó nuestra conversación, se giró y dijo: ‘¡Me encanta la idea!’. ¡Así fue como nació el Avempestad!”.

“A mí, el que más me gusta es el Galámpago. Esa máquina llevaba rondándome la cabeza desde el primer juego, así que no os imagináis la ilusión que me hace verlo en Horizon Forbidden West. Es enorme, y cuenta con muchas habilidades que entusiasmarán a los jugadores. Nos inspiramos en varias películas y en la vida real para crearlo, además de en todas las locuras que se nos iban ocurriendo. ¡Me muero de ganas de ver las reacciones de los jugadores ante esta máquina!”.

¿Cuáles son vuestras máquinas preferidas de Horizon Zero Dawn? ¿Cuáles tenéis más ganas de descubrir en Horizon Forbidden West? ¡Contádnoslo en los comentarios de abajo!

Para más información sobre Horizon Forbidden West, visitad esta página. ¡Volveremos pronto con otro artículo con los desarrolladores!

Se ha cerrado la sección de comentarios.

3 Comentarios

  • Los Chascafauces son mis máquinas favoritas de Horizon Zero Dawn. Fue muy sorprendente la primera vez vez que los vi, se que no son los más altos ni los más agresivos, pero solo por como ejecutan sus ataques y sus movimientos, y el impacto que me generó, me dejaron muy sorprendido. Una vez derrotados conseguías muchos materiales.

    En Horizon Forbidden West, aguardo con ansias ver en acción a las nuevas máquinas y ver cómo se desenvuelven, pero si tengo que fijarme en alguno, me fijo en el Terremamut, será un objetivo a tener en cuenta. 😉

    • El Terremamut da miedito. Habrá que tener mucho cuidado con él 😂

      Mi favorito es el Cuellilargo. La primera vez que lo vi me pareció una pasada. Pensaba que íbamos a tener que sufrir mucho para acabar con ellos. Fue un alivio comprobar que la cosa no iba de eso 😅

      • Desde luego con esta continuación tendremos momentos realmente épicos, como en el anterior.

        Tengo muchísimas ganas de probar la zona de agua. He tenido malas experiencias con estos niveles desde Alex Kidd. 😂😂

        Fue toda una sorpresa lo que teníamos que hacer con los Cuellilargo. ☺️☺️