Project Morpheus – Probamos el nuevo prototipo de Realidad Virtual para PS4

3 0
Project Morpheus – Probamos el nuevo prototipo de Realidad Virtual para PS4

Nuestras primeras impresiones con el prototipo VR de PS4.

Sid Shuman, Social Media Manager, SCEA

Sid Shuman: Creo que describir la realidad virtual a alguien que nunca la ha probado es básicamente imposible. Al igual que ver, oler o saborear, la realidad virtual es una experiencia sensorial que tienes que probar por ti mismo para entenderla de verdad. Las palabras no hacen justicia.

No obstante, Justin y yo vamos a intentar hacerlo lo mejor posible. Tras las pruebas que hemos hecho con el prototipo original del año pasado, teníamos curiosidad por saber cómo las mejoras de Project Morpheus habían potenciado la experiencia, y más en concreto esa ilusión de ‘presencia’ (el frágil sentimiento de que estás habitando de verdad el mundo del juego).

Seguid leyendo para ver las opiniones de Justin, pero basándome en mi experiencia, Project Morpheus ha recorrido un largo camino desde el pasado marzo. Para los recién llegados, el dispositivo resulta mucho más ligero y más confortable. La pantalla se puede deslizar hacia delante unos cuantos centímetros, lo que lo hace mucho más fácil de colocar.

Project Morpheus

Y ahí está el aparato, que ha recibido una notable actualización desde el año pasado, como la pantalla OLED 1920 X RGB X 1080 que aumenta la riqueza de los colores y la suavidad gracias a la nueva tasa de refresco de 120hz. No hay duda: la nueva pantalla marca la diferencia.

Hay otro montón de mejoras. Nueve LEDs adornan ahora el frontal y los lados de Project Morpheus, que permitirá un seguimiento detallado cuando el dispositivo esté emparejado con PS Camera. Y la latencia, el eterno enemigo de los ingenieros de realidad virtual, ha sido reducida a menos de 18 milisegundos, un logro técnico crucial que hará que los movimientos del jugador sean más precisos y la experiencia, más inmersiva.

“La nueva pantalla marca la diferencia.”

Lo que ninguna de estas especificaciones técnicas explican es lo inmersivo que Project Morpheus resulta realmente. Es revolucionario. He probado dos demos, “Magic Controller” y “Bedroom Robots,” ambos protagonizados por los simpáticos robots Asobi de la app Playroom de PS4.

“Magic Controller” era una gran introducción a los fundamentos de la realidad virtual. Nada más emparejarlo con mi DualShock 4, vi un simulacro de dibujo animado en 3D situado encima de mi mando, dando forma a una ilusión perfecta a medida que lo giraba con mis manos. Esto ya era bastante fascinante, pero entonces el “mágico” DualShock 4 se transformó en un reproductor de música y luego en una linterna ante mis ojos.

Project Morpheus

Esta demo puede sonar un poco a cosa de críos, pero me quedé totalmente absorto. Presioné el panel táctil para desplegar un pequeño ejército de robots Asobi, que comenzaron a bailar frenéticamente mientras ondeaba el haz de luz de la linterna sobre ellos. Gracias a la realista percepción de profundidad del dispositivo, sentía como si estuviera allí, habitando la pista de baile con ellos. Fue un comienzo impresionante.

La segunda demo, “Bedroom Robots” empleaba un concepto diferente. En esta demo me introduje en una casa de muñecas llena de pequeños robots. Acercándome un poco para tener mejor visión, los vi montar en una bici de ejercicios, lanzar frisbees y jugar al ping-pong. Project Morpheus siguió perfectamente todos mis movimientos reales, permitiéndome cambiar el ángulo de visión de manera tan natural como en la vida real.

“Es imposible de explicar.”

Según estudiaba las pequeñas figuras, sentí un escalofrío. Las animaciones era bastante cautivadoras, pero si hubiera visto esta escena en un televisor, no le habría dado un segundo vistazo. Visto a través de Project Morpheus, la escena ganó peso y una sensación de gravedad que no había experimentado nunca en, bueno, la vida real. De nuevo, es imposible de explicar. Tienes que probarlo.

Los aspectos técnicos me superan. Pero estoy enormemente esperanzado de que Project Morpheus suponga una aproximación completamente nueva al diseño de videojuegos. Imagina una aventura de crímenes y misterio que te pusiera en el centro de una fiesta, o pasear a través de un jardín alienígena donde podrías pararte a oler las rosas (carnívoras). A través de la pantalla 2D de un televisor, estas experiencias resultarían vistosas, pero anodinas al cabo de unos minutos. Percibidas a través de Project Morpheus, demuestran tener todo el potencial para ser auténticamente memorables y poderosas.

Justin Massongill:

Mi experiencia con Project Morpheus implicaba una jaula, algunas medusas, un agresivo tiburón, un incremento del ritmo cardiaco y una genuina sensación de terror.

Lo primero es lo primero: ajustar este nuevo prototipo a mi cabezota fue algo trivial. Para que me sintiera cómodo tan solo fue necesario un ajuste mínimo (incluso me dejó espacio para mis gafas sin sacrificar por ello la inmersión).

La demo “The Deep” muestra lo convincente que resulta este nuevo prototipo de realidad virtual: puede engañar al cerebro para hacerle creer que estás en un sitio completamente distinto. Las nuevas mejoras de Project Morpheus se fusionan para elevar drásticamente la “inmersividad” de la demo.

Project Morpheus

Al empezar la demo, me encontré de pie en una jaula a unos 7 metros bajo el agua. Cuando miré hacia arriba pude observar el cable que me sujetaba desde un pequeño barco en la superficie. Un banco de peces apareció cerca de mí, las burbujas flotaban en el agua, a veces en mi propia cara (un momento que me impresionó cada vez que ocurría).

“Me dejó espacio para mis gafas sin sacrificar por ello la inmersión.”

Descendí hacia las profundidades pasando por diferentes escenarios, incluyendo una particular y majestuosa zona iluminada por medusas, dirigiéndome hacia el meollo de la demo: un tenso enfrentamiento con un tiburón con sed de sangre humana.

Después de rodear mi jaula unas pocas veces, la criatura se dirigió hacia mí. Por fortuna mi fiel navío ahuyentó a mi asesino en potencia. El tiburón arrancó una de los dispositivos de iluminación, el cual fue directo a parar al fondo del océano. La jaula se agitaba con cada tarascada, lo que (atentos a esto) mi cerebro interpretaba como movimiento real. Vergonzosamente, intenté compensar el ajetreo moviendo mis piernas, las de verdad. Hice un esfuerzo para concentrarme y recordar que no estaba a cientos de pies bajo el agua siendo atacado por un depredador acuático.

Project Morpheus

Después de dar unas vuelta más a mi vapuleada jaula, el tiburón fue directo hacia mí. Una vez tras otra, embestía la jaula, zarandeándola de lado a lado en un intento por destrozarla. De pronto, la parte frontal de la jaula ya no estaba. Ya no había absolutamente nada, salvo el miedo, entre mí y mi inminente final. Permanecí, solo y vulnerable, dentro de las tres cuartas partes de la jaula, viendo cómo el animal daba vueltas y me miraba. Corrió hacia mí y una vez más, dí un paso hacia atrás. De nuevo, involuntariamente.

“Una vez más, dí un paso hacia atrás”

En este punto mis manos estaban sudorosas. Mi corazón palpitaba un poco más rápido de lo normal, y me sentí incómodo incluso a pesar de que sabía que nada de eso era real. Pero en lo que a mi cerebro respecta, sí era real. Yo estaba allí, en una pequeña parte de mi mente, temiendo por mi vida.

Esta es la proposición más emocionante de Project Morpheus, y de la realidad virtual como concepto. Si alguien que está siguiendo de cerca esta nueva tecnología se puede sentir aún asombrado por ella, ¡imagina lo que podría ser para otros!  Una de nuestras fantasías de ciencia ficción más imposibles está aquí; es real, y es exactamente tan increíble como siempre habíamos esperado que fuera.

Se ha cerrado la sección de comentarios.

3 Comentarios

  • Diosssss!!!!

    He leido vuestras experiencias y ya hasta me lo imagino!!!!! *_*

    ¡¡¡¡Compra segura!!!!

  • Si realmente las sensaciones son como lo cuentan los primeros usuarios que están probando las gafas… No vais a dar abasto en su fabricación. La gente tiene ganas de un equipo así, que funcione bien. Y parece que Sony tiene en sus manos un pelotazo. Por mi parte cuento los días para poder disfrutar de esto.

  • Observando esto cada vez tengo mas ganas de probarlo.podían poner las gafas por varios sitios de España para poder probar las demos,seria un puntazo